Mantener una cocina ordenada según nuestras necesidades, nos permitirá trabajar de manera práctica y eficaz, favoreciendo nuestro tiempo y aprovechando al máximo los espacios. Es por ello, que a continuación te ofrecemos algunos consejos que te ayudarán a hacer de tu espacio favorito, un lugar cómodo, cálido y organizado.

1. CUELGA TUS UTENSILIOS

No es necesario que guardes todos tus utensilios de cocina en estantes o cajones, las paredes son un espacio que, por lo general, no aprovechamos como deberíamos. Consigue ganchos de metal o madera y optimiza tus espacios colgando sartenes, delantales, cubiertos u otros.

2. ALMACENAJE ABIERTO

Las estanterías son perfectas para mantener tus especias o ingredientes a la vista. Además, nos permitirán encontrar nuestros productos de manera rápida y sencilla. Si deseas dar una imagen uniforme y estética a tu cocina, una opción ideal es guardar tus alimentos un frascos de vidrios y ordenarlos jerárquicamente (en base a abecedario u otro). 

3. ORGANIZADORES EXTRAIBLES

Por lo general, acostumbramos a acumular, tanto en cajones como en estantes de cocina, muchos utensilios sin un orden eficiente. Como solución a ello, los organizadores extraíbles parecen una perfecta opción, pues nos permiten agrupar nuestros productos y optimizar el espacio. De esta forma, encontrarlos resultará mucho más sencillo. Puedes conocer más sobre nuestros organizadores extraíbles aquí.

4. APROVECHA  LAS CESTAS

Las cestas son un utensilio muy práctico para organizar nuestros alimentos y además añadirán un toque decorativo a tus espacios. Si tu cocina tiene aires vintage, las puedes escoger de mimbre, en cambio si tus espacios son modernos y elegantes, lo mejor sería optar por una cesta metálica.

5.- DESHAZTE DE LOS UTENSILIOS POCO FUNCIONALES:

Existen ciertas herramientas o utensilios culinarios que no utilizamos a menudo, pero que permanecen en nuestra cocina ya sea por decoración o bien porque no nos hemos atrevido a deshacernos de ellos. En ese caso, lo mejor es guardarlos en espacios adecuados para que no estorben con nuestro trabajo diario en la cocina.

Mantener nuestra cocina en orden es una es una tarea bastante sencilla, pero que requiere de disciplina y determinación. Sin embargo, sabemos que cada cocina es diferente y por ello, lo ideal es que te animes a organizarla de acuerdo a tus propias necesidades, para hacer de ella tu espacio perfecto.